Una cosa en la que todos podemos estar de acuerdo es que cuantos menos platos se acumulen en el fregadero, ¡mejor! Independientemente de tu horario, que estés ocupado con los pequeños en casa, o en el trabajo, a todos nos interesa aprender una forma más sencilla para preparar una deliciosa comida.

Recetas maravillosas en solo una olla

¡Las comidas de una sola olla son la solución perfecta! Con una preparación simple y menos limpieza después, las comidas en una olla son sorprendentemente fáciles de preparar.

Simplemente reúne los ingredientes, mezcla en un plato o sartén resistente al calor, y deja que el horno haga el trabajo por ti. También tienes la opción de mezclar los ingredientes en el sartén y cocinar en la estufa. Mientras tu comida está lista, aprovecha el tiempo y termina otras tareas pendientes, o disfruta del tiempo en familia. La preparación de estos platos es sencilla, por lo que son recetas ideales para convertir la cocina en una actividad divertida para los pequeños de la casa. Involucra a tu familia pidiéndoles que lean la receta en voz alta, midan y laven los ingredientes o calculen el tiempo de cocción.

Ya sea que puedes trabajar desde casa y tengas un poco más de tiempo para cocinar o que necesites una cena rápida después de un largo día en la oficina, es bueno poder preparar una comida sin complicaciones con sabores a nivel de un restaurante. Las comidas de una sola olla también son excelentes si estas aprendiendo a cocinar o tienes un juego de herramientas de cocina limitado.

¿Sabías que la paella y el arroz frito también se consideran comidas de una sola olla? La regla de oro es poder cocinar todos los ingredientes de la receta en la misma olla o sartén. Echa un vistazo a esta recopilación de platos desde el desayuno hasta la cena que te harán la vida un poco más fácil.

Desayuno en una olla

Served on a pan, chorizo and rice breakfast scramble with tomatoes
Huevos revueltos con chorizo y arroz

Para la comida más importante del día, prepara un plato rico y equilibrado que te mantenga con energía durante toda la mañana. Al combinar los clásicos del desayuno como huevos revueltos y salchichas con abundantes granos de arroz blanco en una sartén sobre la estufa, crearás un desayuno saciante y lleno de proteínas.

Lo mejor de este plato de chorizo ​​y huevo revuelto con arroz es que estará listo en tan solo 15 minutos. Con un sabroso sabor a chorizo ​​en combinación con huevos, tomates al estilo mexicano y queso Cheddar derretido, seguro que este será uno de tus nuevos platos favoritos. Incluso puedes usar esta mezcla para el relleno un burrito de desayuno. Prueba esta receta para un sabroso brunch de fin de semana o prepárala durante la noche anterior para que puedas recalentarla fácilmente en la mañana.

Como siempre decimos, ¡usa los ingredientes que tienes en la despensa! Algunas sustituciones simples pueden incluir salchichas o tomates enlatados. Si estás buscando una forma de introducir más granos integrales a tu alimentación, sustituye el arroz blanco por arroz integral – solo recuerda que debes ajustar el tiempo de cocción.

Sopas para el almuerzo

¿A quién no le gusta una sabrosa sopa acompañada de un plato de ensalada para el almuerzo? Si estás buscando una receta sabrosa que te mantenga satisfecho por más tiempo, te presentamos el plato perfecto: Sopa de enchilada de pollo.

Hecha con Arroz Integral Mahatma®, pollo desmenuzado, salsa roja con vegetales y queso cheddar, no podemos pensar en una mejor comida reconfortante de una sola olla. Cuando esté lista, sirve en tazones y espolvorea con un poco más de queso. Cubre con chips crujientes de tortilla para una capa adicional de textura. También puedes acompañar con una rebanada de pan tostado.

La belleza de esta sopa es que se puede cocinar en una olla de cocción lenta o sobre la estufa. Mezcla todos los ingredientes y deja que se cocinen mientras regresas a tu lista de tareas o juegas con los pequeños.

Bowl with Rice and Chicken Enchilada Soup
Sopa de enchilada

¿Te gustan los sopas con una textura más cremosa? Prueba esta Sopa cremosa de pollo y arroz con verduras. Aunque es una receta un poco más elaborada, te aseguramos que valdrá la pena. Puedes preparar esta sopa con ingredientes que probablemente tienes en la despensa o en el refrigerador, como harina, mantequilla, caldo, hierbas, pollo congelado y algunas verduras. ¿Lo mejor? Solo ensuciarás una olla.

Una olla, una cena completa

Estas dos deliciosas recetas te demostrarán que el horno holandés y la olla arrocera son grandes aliados con los que quieres contar en la cocina. Mientras se cocina la cena, prepárate para una aventura cargada de sabor. ¿No nos crees? Espera hasta que pruebes los auténticos sabores mexicanos e italianos de estas recetas.

Delicioso arroz rojo

Usa tu horno holandés o una olla de cocina estándar para cocinar uno de los favoritos de la familia: arroz rojo. Prepara una buena cantidad cantidad de este sabroso plato de arroz con verduras, salsa de tomate, caldo y especias para facilitar la planificación de las comidas de la semana.

Con suficiente arroz en el refrigerador, ya tienes la mitad del trabajo realizado. El arroz rojo (Mexican rice) es conocido por ser un plato versátil. Puedes disfrutarlo como plato principal o servirlo de guarnición de casi cualquier receta. Si tienes frijoles enlatados, una bolsa de verduras congeladas o carne por utilizar, combina con arroz rojo y disfrutarás de una comida rica y completa.

Para obtener mejores resultados, te recomendamos elegir granos de buena calidad, como Arroz Mahatma®. Prepara el sofrito, agrega algunos tomates enlatados y disfruta del aroma que libera el arroz, mientras que los granos absorben todos los jugos y sabores de los otros ingredientes de la receta.

Risotto en la olla arrocera

Prosciutto and Green Pea Risotto with Cheese
Risotto con prosciutto y chícharos verdes

Sí, el risotto puede ser fácil de preparar gracias a tu olla arrocera. Si nunca lo has probado antes, es una opción rápida para cualquiera que no tenga el tiempo o la paciencia para agregar gradualmente el caldo y revolver para lograr la textura cremosa del risotto. 

Enciende la olla arrocera y comienza a reunir los ingredientes para un Risotto de chícharos y prosciutto. Aunque esto puede sonar un poco sofisticado, este plato es sorprendentemente fácil y excelente para aprovechar al máximo los ingredientes que tienes en casa. Es la receta ideal para utilizar esa bolsa de chícharos congelados que tienes en el refrigerador.

La receta se prepara con arroz Arborio, el grano auténtico y elaborado para risotto, pero se puede sustituir con arroz blanco. Además, si te resulta difícil encontrar Prosciutto, simplemente prepara el plato con tocino. ¿Quién diría que cocinar un rico risotto sería tan fácil? Buon appetito!